domingo, 10 de agosto de 2008

Tu mirada.


LLenas mi vida, puedes crear un alma de la nada
hacer que mi cuerpo sea más que huesos y carne
siento tu divina presencia que llena los vacíos
mas intensos de mi existencia.

Mientras te veo mi melancolía desaparece
los problemas son motivos para reír
cuando rompes el silencio, la soledad llora su amargura
tu mirada basta para decirme cómo te sientes

A través de tus ojos puedo leer tu mente,
tus más intimos pensamientos
puedo entrar a tu espacio, viajar más rápido que un resplandor

No hace falta la noche para ver las estrellas y la luna llena
pues en tus ojos puedo ver el firmamento
el brillo de las cometas y las estrellas fugaces
que salen envueltas en tus lágrimas.

Tu mirada me llena de energía me hipnotiza
tu sonrisa me eriza la piel, aunque estés lejos
el recuerdo de tu mirada me hará sentirte cerca
aunque no me hables te estaré escuchando
aunque no me veas te estaré observando
estarás en mi mente aunque no estés junto a mí

2 comentarios:

Gittana dijo...

Cuantos sentimientos y sensaciones se pueden persibir de una sola mirada, esa gran mirada del alma...

Anyhel Rivas dijo...

Hola, me gustaría utilizar este poema en una de mis novelas ¿me permites?